LA IMPORTANCIA DEL CORDERO EN LA ALTA COCINA ESPAÑOLA

20/12/2019

El cordero se posiciona como ingrediente fundamental en los mejores restaurantes del panorama nacional, y por eso INTEROVIC eligió el restaurante Dspeakeasy del chef Diego Guerrero, para la presentación de su proyecto navideño Más cerca es Mejor, cuyo objetivo es poner el valor el origen nacional en la compra del cordero.

En palabras del chef Diego Guerrero: “me gusta porque es una carne muy versátil, aromática, con la cantidad de grasa justa para ser cocinada”.

Desde sus inicios, la carne de cordero ha pasado a ocupar un lugar cada vez más importante dentro de la gastronomía hasta el punto de posicionarse como la carne más sostenible consumida en España. Y no sólo en los hogares, porque los restaurantes, tanto de a pie como de alta gastronomía, cada vez introducen más la carne de cordero en sus cartas y menús degustación.

Del mundo rural a la alta gastronomía

Con el paso del tiempo, la carne de cordero ha pasado de criarse para sobrevivir a formar parte de los menús degustación de los restaurantes de medio mundo. Concretamente en España, a lo largo de los últimos meses, se ha podido ver cómo el cordero ocupa un espacio amplio dentro de las cartas y los menús de diferentes restaurantes de renombre. Ejemplo de ello es, Fernando Canales Etxanobe quién trabaja en su restaurante La Despensa del Etxanobe (Bilbao) materias primas de primera calidad provenientes de los alrededores, incluyendo en su carta un plato de paletilla de cordero. Lo mismo sucede en Baluarte (Soria), donde Óscar García incluye un rulo de cordero lechal con panaderas y brotes tiernos dentro de su menú tradicional, en el que el producto de la tierra sobresale en cada una de sus creaciones.

Diego Guerrero en Dspeakeasy (Madrid) incluye un plato de paletilla acompañado de zanahorias y encurtidos y en A’Barra Juan Antonio Medina juega con el clásico plato de cordero asado en su jugo al sarmiento al que se le añade un twist de hierbas aromáticas; tampoco falta el cordero en el reciente Estrella Michelin Magoga (Murcia) en su versión de ravioli de rabo de cordero segureño con crema de foie y frambuesas. Ni en Trigo (Valladolid), en donde Víctor Martín introduce el lechal churro con ñoquis de patata y coliflor en el apartado de carnes de su carta.

Estos son sólo algunos ejemplos de cómo el cordero se está trabajando en la alta gastronomía española, en menús vigentes que apuestan por un producto excepcional, vinculado al territorio y que ha pasado de considerarse un producto exclusivo de celebraciones a una carne para disfrutar a diario.

CONTACTO C/ Agustín de Bethacourt 17, 4º · 20003 madrid